Día 5

10 de octubre

¿Dónde y cómo aprendemos? Historias para aprender y grabar

Plática acerca del aprendizaje

Luego de revisar los dibujos y las recetas de los platillos elaborados en la convivencia, realizamos algunas preguntas detonadoras: ¿dónde aprendemos? ¿Sólo aprendemos en la escuela? ¿Sólo los maestros pueden enseñar? ¿De quién aprendemos? ¿Qué te gustaría aprender? ¿Qué te gustaría enseñar? Al final de estas preguntas los niños y los adolescentes comprendían que todos podemos aprender de todos y que todos tenemos algo que enseñar. La escuela no es el único lugar donde reside el conocimiento, si no que aprendemos a lo largo de nuestra vida en todas partes.

La narración oral es parte esencial de nuestro aprendizaje, por lo que invitamos a los niños a contar historias que hayan escuchado de sus abuelos. De hecho, llevaron a la clase un libro titulado Mi abuelo me contó. Y narraron algunas de las leyendas incluidas en dicho libro. Tal es el caso de la historia de la serpiente. Se dice que hace mucho tiempo una muchacha se bañaba en el ojo de agua de Cieneguilla y cerca de ella estaba bañándose una anciana. La muchacha se espantó al ver que su vestido se inflaba y que debajo de ésta salió una serpiente muy grande con una flor roja en la cabeza. La anciana calmó a la joven, le dijo que no tuviera miedo, esa era la serpiente Chan y no debían matarla pues si lo hacía se acabaría el agua caliente. Al final de sesión, los estudiantes nos llevaron a conocer el ojo caliente de la historia.

Interpretación escrita e ilustración de las historias narradas

Como parte de las ilustraciones para las historias narradas, realizamos grabado en guaje, pensando en un elemento natural al que puedan tener acceso si desean replicar la técnica.

Diccionario

Realizamos sellos en unicel reciclado para ilustrar las palabras en hñähñu que describen partes de la escuela.